No es solo cuestión de ayudar, sino de ser amigas

Esto es lo que nos decía Maite, coordinadora del programa de Apoyo a la Mujer Gestante de nuestra Asociación, con motivo de la merienda que se organiza periódicamente. Reproducimos a continuación algunas otras cosas que nos ha contado:

Este viernes tuvimos nuestra merienda con las mamis. Fuimos 31 adultos, entre mamis y voluntarias, más 25 niños. Gracias al servicio de guardería atendido por nuestras voluntarias,  los peques disfrutaron jugando mientras las mamás pasábamos un rato juntas.

Primero les dimos las gracias por venir a pesar del frío y les dijimos lo mucho que nos gusta compartir este ratito porque además de ayudarnos materialmente queremos ser amigas.

Luego nos presentamos todas diciendo nuestro nombre, país de nacimiento, municipio de residencia y número de hijos. Éramos mamás de Marruecos, Costa de Marfil, El Salvador, Rumanía, República Dominicana, Honduras, Colombia, Ecuador, Argentina, España y que vivimos en San Sebastián de los Reyes, Madrid, Fuente el Saz de Jarama, El Molar, Algete, Alcalá de Henares, Torremocha de Jarama, Daganzo de Arriba y Cobeña .

Esta vez, el tema de conversación era “lo que aprendí con mi primer hijo”. Las mamás estuvieron muy  participativas. Todo lo aprendido eran buenas experiencias, incluso las que parecen malas como “no dormir” o “el bebé es lo primero“ porque todo se hace por amor. Hubo expresiones preciosas como “aprendí a valorar a mi madre“, “no juzgar a los demás padres“, “el amor verdadero”… Muchas echaban de menos a su familia, que estaba en su país de origen; muchas también tienen otros hijos que aún no han podido venir.

Nos hicimos fotos antes de empezar la merienda, para que estuviese bonita la mesa antes de empezar a degustar el chocolate caliente, zumos, café, refrescos, dulces, empanadas, medias noches, snacks… y para los más peques batidos, potitos y yogures.

Varias mamis no están en la foto porque se unieron más tarde. Viniendo de lejos, dependían de los buses o habían salido tarde de trabajar.

Todas pudieron llevarse los pedidos que nos habían solicitado con antelación, además de zapatitos, gorros, bufandas, ropa interior, ropa de embarazada, toallitas, juguetes… Como anécdota decir que nuestras mamis de El Molar se llevaron unos peluches tan gigantes que no les permitieron subir al bus con ellos y tuvieron que venir a buscarles en coche.

Nos encanta ver cómo crecen los peques y cómo van creciendo también amistades compartiendo la alegría de ser madres.

Todo el mundo encantado -participantes, voluntarios y equipo- de ser parte de un trabajo común: conseguir una vida en familia mejor para que la sociedad mejore.

Un comentario sobre “No es solo cuestión de ayudar, sino de ser amigas

Agrega el tuyo

Déjanos un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: